Nuevas Strats Custom Shop del 60

Pubicado el : 02/08/2017 17:27:40
Categorias : Noticias

Tube Sound quiere presentaros estos dos magnificos instrumentos construidos y trabajados por las expertas manos de los Luthiers de la Custom Shop de Fender, que vuelven a fascinarnos con unas guitarras que unen el auténtico estilo Vintage, con características contemporáneas. Raudales de tono y mas tono, estas Strats basadas en una de 1960 tienen un espectacular acabado Relic en un color Black con golpeador tortoise shell y Fiesta Red.

Acabado Relic

En la factoría Custom Shop de Fender, hoy en día son capaces de imitar con esta técnica hasta el último de los detalles de un instrumento Vintage. Tornillos, pastillas y clavijeros con su óxido, golpes rasguños etc, pero no hay modo de determinar si se ha aplicado correctamente el efecto determinado de un tiempo exacto y de unas circunstancias concretas del pasado sobre un instrumento. Una guitarra Vintage puede sonar alucinante, pero replicar al 100% el efecto de paso del tiempo es algo incuantificable. De todos modos, construidas por expertos, las guitarras Relic destacan por la magia que desprenden y la calidad de sus acabados y materiales. Según comenta el gran Luthier Vince Cunneto de Fender, "algunas de las guitarras Relic que se han fabricado son las guitarras con mejor sonido y con mayor autenticidad de sensaciones que Fender ha fabricado jamás".

Cierto es que el mundo de la guitarra todavía vive anclado en el pasado, con un cierto aire de ostracismo, reverenciando lo antiguo por encima de todo lo demás. Si no fuera así, todos tendríamos instrumentos con materiales de última generación, con afinaciones automáticas y compatibles con MIDI y quien sabe si a tu Smartphone. Por eso no sorprende a nadie que las guitarras tipo Relic sean tan populares, ya que satisface el deseo de algunos de dar cierta imagen, además de su calidad y sonido. Cuando coges una de estas Strats, rápidamente desaparecen todas las dudas. Su sonido es asombroso, y las sensaciones que aporta, irrepetibles. Son instrumentos de verdadero sonido clásico y auténtico, y con un nivel de resonancia abrumador, incluso sin necesidad de enchufarla.

Un poco de historia

El tratamiento Relic tiene su origen en una demanda previa de los músicos de mediados de los años 90. Algunos artistas temerosos de sacar en concierto sus instrumentos favoritos, supuestamente de los años 50 ó 60, bién por temor de una posible inestabilidad electrónica, o bién por temas de afinación o simplemente por el disgusto que supone perder tu instrumento favorito por un accidente o robo, comienzan a encargar modelos exactos de los mismos a la Custom Shop de Fender. Hasta aquí nada nuevo.

¿Que tiene que ver el bueno de Mr. Richards?

Se atribuye a Keith Richards, leyenda viva de la guitarra, el haber comentado a la Custom Shop que algunos de los encargos que realizaba tenían un aspecto demasiado nuevo. "Dadles algunos golpecitos para que pueda tocar con ellas" se le ocurrió al muchacho. Aquello parece ser que levantó la veda en la Custom Shop y comenzaron a incorporar en las guitarras roces, marcas que imitaban el paso del tiempo como si esta hubiera sido muy usada, es decir, se fabricaban guitarras nuevas que parecían y se sentían como añejas. Esto de alguna manera marcó un antes y un después ya que de una tacada se solucionaba el problema planteado por la "inestabilidad" de los instrumentos Vintage y además permitía al resto de los mortales acceder a guitarras o bajos muy similares a los originales sin tener que pagar las cantidades astronómicas del mercado. Habían nacido las Relics.

El éxito no se hizo esperar y la línea Relic se expandiría exponencialmente a partir de 1998 proponiendo tres tipos de tratamiento.

En primer lugar tendríamos las guitarras con un tratamiento NOS (New Old Stock) pensadas como réplicas idénticas, producidas para parecerse al máximo a un instrumento acabado de estrenar, como si hubiera sido fabricado en la cadena de producción de Fender de la época.
A continuación estarían las Closet Classic, proceso que recrea el estado que tendría la guitarra si hubiese sido comprada en la época, tocada unas cuantas veces y se hubiese guardado en el estuche debajo de la cama o en un armario hasta nuestros días, mostrando un acabado crackeado del barniz debido a los cambios de temperatura y los cromados y partes metálicas con un ligero óxido causado por la humedad con los plásticos envejecidos.
Y por último estarían las tipo Relic que son las que hemos estado comentando, y que pueden tener varios tipos de grado (Soft, Heavy), estas estarían golpeadas, rozadas, con cracks y suciedad añadida en un trabajo meticuloso y exclusivo por la Custom Shop.

Características

El conjunto de características de las guitarras la componen un cuerpo de dos piezas de Aliso, con un mástil de Arce radio 10" y perfil Oval "C" 60 Style con un impresionante diapasón de Palo Rosa grado AAA de 9mm. y 21 trastes Medium Jumbo. En la parte electrónica encontramos las pastillas Strat FAT60s bobinadas a mano con un selector de 5 posiciones, siendo la pastilla de posición central RW/RP (reverse wound-reverse polarity) para evitar los ruidos de fondo sobre todo en las posiciones dos y cuatro. El cableado tipo Strat Vintage Modified ofrece tonos audaces y reduce la pérdida de agudos al ajustar el volumen del instrumento. También suaviza el control de los potenciómetros, evitando los típicos puntos calientes al ajustar el volumen o el tono. También cabe destacar el nuevo formato para presentar los certificados de autenticidad.

Compartir este contenido